Introducción al tabonuco

Introducción al tabonuco

Papá nos dijo que cuando escribiéramos esto, no actuáramos como si un árbol fuese mejor que el otro, pero por supuesto, mi hermano piensa que las reglas están hechas para todo el mundo menos para él.

El árbol que me gusta es el tabonuco y puede ser que mi árbol crezca más lentamente que el yagrumo hembra, pero por lo menos cuando llega a ser un árbol maduro puede permanecer por centenares de años y no como OTROS árboles que conocemos. (Alberto no les contó eso, pero sí les contó que él medía 5 pies. ¡Pues yo todavía no mido 5 pies y aunque soy un año menos que él, soy más alta! Solo digo esto para que lo sepan.) 

Es muy impresionante ver un tabonuco de gran tamaño. Puede medir más de 100 pies (30 metros) de alto y frecuentemente es el árbol más alto del bosque. Tiene una corteza lisa y un inmenso dosel elíptico de hojas verde oscuro.

Papá dice que algunos de los primeros botánicos en Puerto Rico consideraron este árbol como el más majestuoso de nuestra isla. A mí me gustan las cosas majestuosas, lo cual es una razón importante para que este árbol me guste. Las hojas tienen de cinco a siete hojuelas y miden como cuatro pulgadas (10 cm) de largo. Al aplastarlas, las hojas emiten un olor agradable. Las frutas del árbol se producen desde julio hasta octubre y parecen aceitunas marrones grandes (según Mamá).

¿Sabías que el nombre, tabonuco, es una palabra de los indígenas caribes, que significa “de corteza blanca?” Obtuvo este nombre porque su corteza es de un particular color blancuzco. El árbol también produce resina, un líquido color ámbar dentro del árbol que se pone blanco y duro al exponerse al aire. Los indígenas usaron la resina para hacer velas, antorchas, incienso y medicina. En las islas al sur de Puerto Rico, como Dominica, al árbol le llaman gommier.

Los indígenas en esas islas aún tallan los troncos de tabonuco para hacer canoas bien largas que pueden cargar docenas de personas (¡en una misma canoa!). Como la madera se parece a la de caoba, una vez se utilizó mucho para hacer muebles, pero no es tan resistente a la polilla como lo es la  madera de la caoba (según Mamá). Los científicos le llaman al árbol, Dacryodes excelsa.

¿Sabías?
El nombre, tabonuco, es una palabra de los indígenas caribes que significa “de corteza blanca” y obtuvo ese nombre porque la corteza es un particular color blancuzco.